Nunca dejamos de ser guatemaltecos, asegura escritor

0
17

Félix Camas

ara el escritor y profesor Balam Rodrigo, Chiapas, lingüística, cultural, histórica y biogeográficamente, no ha dejado de ser parte de Guatemala, por lo que somos méxico-centroamericanos y eso debería ser reconocido como parte de la identidad mexicana, ya que no todos somos ni seremos norteños.
“Por ejemplo nosotros los chiapanecos seguimos y seguiremos siendo centroamericanos y espero eso algún día se incluya entre las identidades de lo mexicano, incluso este hombre tan limitado que lo llaman El Bronco de Nuevo León dice que casi son gringos, nosotros no somos casi guatemaltecos, sino que no hemos dejado de serlo, no hemos dejado de ser centroamericanos”.
Entrevistado en el Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de Las Casas, previo a la presentación de sus libros “Marabunta” (2017) y Libro Centroamericano de los Muertos (2018, Balam Rodrigo dijo que la mayoría de quienes expresan mensajes xenofóbicos contra los y las migrantes centroamericanas, desconocen su historia e identidad.
“Al menos los chiapanecos si bien políticamente no somos, porque así lo marcan las fronteras políticas, geopolíticas territoriales, entre comillas no somos centroamericanos, pero tenemos etnias, pueblos originarios compartidos, Chiapas se federaliza a México, pero buena parte de su historia sigue vinculada a Centroamérica, y es algo que yo trato en mis libros contra esa xenofobia”.
Explicó que Marabunta comenzó a escribirlo en 2003, pero fue publicado en 2017, mientras que los el Libro Centroamericano de los Muertos empieza a escribirlo en 2012 y en 2018 es Premio Bellas Artes de Poesía, “pertenecen a una trilogía de libros centroamericanos, sobre personas que intentan llegar a Estados Unidos atravesando nuestro país”.
“Doy testimonio desde la poesía de lo que mi familia también pasamos como migrantes económicos yendo de Tapachula a Guatemala a vender durante más de una década, está el testimonio desde la poesía de los más de 300 centroamericanos que vivieron en Villa Comaltitlán a quienes mis padres dieron refugio”.
Asimismo, refirió que los migrantes que van en caravana no es de hoy, ya que este éxodo tiene varias décadas “y me parece importante hablar desde la experiencia y desde la frontera sur y con nuestro lenguaje de este tema que nos atañe desde hace mucho, en este Día Internacional del Migrante es importante dar testimonio desde la poesía y el arte es una forma de re humanizarnos y de aproximar a las personas desde el arte este tema que ahorita desde los medios lo vemos todos los días, pero el éxodo de los centroamericanos tiene varias décadas”.
Finalmente, opinó que mientras en el norte son claros los muros, las fronteras política, militar lingüística, “de Estados Unidos contra o hacia nosotros, lo que sucede en la Frontera Sur y principalmente ente Chiapas y Guatemala es que siempre ha habido puentes y en esos puentes es la literatura, la gastronomía el presente común que tenemos, lo que intente hacer en mis libros es reflejar estos puentes comunes por ejemplo los lingüísticos”.

Loading Facebook Comments ...