Buenos Días Chiapas/Líderes, los van a desnudar/Francisco Chávez Quiñones

0
22

Fue algo tan común, tan aceptado, durante décadas, de que los sindicatos; Pemex, CFE, SNTE, etc. Disponían de una cuota de plazas para, en muchos casos, ayudar a un hijo, hermano, etc. Y en otros, tal vez los más, para hacerse de unos centavitos vendiendo esas plazas, desde luego, según el calibre. En Pemex, me decían, había plazas de un cuarto de millón de pesos ¿cómo lo ve usted? ¿Quiere usted que esto continúe? En los últimos días, como Romero Deschamps puede ser acusado por muchos de sus antes “borregos”, esto es, miembros de su sindicato, a quienes los tenía bien amansaditos, porque para tenía o tiene pistoleros.
Bueno, de momento, nada se oye de Romerito, pero, aparte de que se amparó, anda barajustado, no solamente porque la FGR lo pueda citar, sino porque un grupo numeroso de sindicalizados actué como “Chavistas”. Luego les cuento, porque ahora voy con mi sindicato, el SNTE y también la CNTE.
De tiempo atrás, sobre todo con Juan Sabines Guerrero, el SNTE y la CNTE empezaron a obtener una cuota de plazas para, repito, un hijo, hermano, etc. Pero, aquí está el pero, una plaza de maestro (educadora, primaria, horas de secundaria y tele, etc.) son onzas de oro. Y la venta deja algunos milloncitos, ya que, me contaron, el año pasado las cotizaban hasta en cien mil pesos una plaza de primaria.
Otro negocito fue, o a lo mejor todavía es, el de los préstamos del ISSSTE. Le explico.
Hay hojas de préstamo verdes, moradas y rojas. Por las dos primeras, como el monto no llega a los 40 mil pesos, al líder sindical que se le diera, bastaba con invitarle unas frías en la garrapata; pero una hoja roja rebasa los 120 mil, de ahí que algunos líderes pedían hasta 8 mil pesos argumentando que esa cuota no era para ellos, iba para “arriba”.
En la misma delegación del ISSSTE, que está en la cuarta oriente norte, cerca del mercado de mariscos, había unos “agentes” que le ofrecían conseguir en pocos días una hoja roja y se la podía llevar a su domicilio, como un servicio de mensajería.
Los enganchadores también le decían que los 5 mil pesos eran para “el jefe”.
Y así, con el PRI y el PAN todos vivieron muy felices, como en los cuentos de hadas, pensando que impondrían a Meade, o ganaría Anaya, y este sistema perduraría per sécula seculorum.
Pero, tan, tan, tan, tan… que gano AMLO con una diferencia que, ni con la ayuda del INE y de Lorenzo el magnífico se podría revertir, y es aquí cuando la puerca torció el rabo.
Les decía a los líderes que los pueden desnudar en público, no dejarlos en calzoncillos, sino mostrar, enseñar urbe et orbi las nóminas, muchos documentos comprometedores que les pueden servir a la fiscalía, declaraciones ante testigos, etc.
Los líderes sempiternos que tienen ya un lugar entre los millonarios de México, pareciera que se les acabo el negocio, y no es que AMLO los quiera chingar, que les haya declarado la guerra porque son corruptos al cien por ciento, no, para nada; simplemente ya no les va a regalar dinero a raudales. Le dijo a Romero Deschamps que, con la cuota de cien mil afiliados a su sindicato (Pemex), tiene una recaudación quincenal de muchos millones de pesos.
Los presidente medrosos y cobardes del PAN y del PRI, le regalaban cientos de millones a Romero Deschamps, a Elba Esther, etc.
Pues ya ese negocito se acabó caones, y el pueblo apoya a su presidente, la mayoría de los mexicanos ayudará las acciones de limpieza, ayudará a usar la escoba, a barrer de arriba hacia abajo.
Calma, Coita. Ya verán, conciudadanos, ¡qué peces! Pasarán a ser pescados.
Aparte de la corrupción, viene la caridad, el amor al prójimo, por lo que les pido a mis compañeros jubilados con mil euros mensuales que, de los dos mil quinientos bimestrales que nos está ya dando AMLO, a los que rebasamos los 68 años, ayudemos a un necesitado (a). si pueden y quieren. “Gratis los habéis recibido; dadlo gratis” (Mt 10,8).

Loading Facebook Comments ...